ADEREZO CREMOSO DE HEMP

¿Les ha pasado que aman las ensaladas más de lo que ustedes mismos creen?
Si o sea, a veces la idea de comer algo no suena tan atractivo en tu mente. Sobretodo cuando a tu mente llegan opciones de platillos más pecaminosos y chatarrescos… 
mmm por ejemplo. Ahorita si pienso en una ensalada, digo: yum! que rica, tal vez si… pero si me llega a la cabeza la idea de comerme unos taquitos dorados de papa con salsita verde encima y guacamole… pues….ahí ya cambia la cosa. O peor aún, si llega alguien con los taquitos y me los pone en frente… PUM! se me olvida la ensalada.

PEEEERO debemos reconocer dos cosas:
1. Hay de ensaladas a ensaladas… sólo una persona con mente cuadrada y muy cerrada termina comiendo ensaladas de lechuga tomate y pepino, siempre que piensa en ensalada. 

2. Cuando ya te estás comiendo una ensalada que tiene TODOS los elementos atractivos de una ensalada tu mente y cuerpo dicen; wow… que bueno que elegí comerme una ensalada, está deliciosa y me hace sentir bien. 

Y a eso me refería al principio… ¿les ha pasado?
A mi me pasa súper seguido. 
Por eso recomiendo algunas cosas para terminar comiendo ensaladas deliciosas más seguido: 
1. Prepara aderezos deliciosos pero al mismo tiempo saludables y que no representen pura grasa o azúcar para tu ensalada (porque así qué chiste) Nada de andar comprando aderezos comprados llenos de cositas escondidas. guácala. Si, si, para eso es este post. 

2. Tener hojas verdes de las más nutritivas: acelgas, espinacas, berza (kale), arúgula, cilantro etc…ya lavadas, desinfectadas, secas y guardadas en tupper. 

3. Tener a la mano en tu alacena, semillas o superfood que le agreguen ese toque crujiente y extra nutritivo. Yo siempre uso ajonjolí, semilla de girasol o de calabaza, hemp o incluso nueces o almendras.

4.Tener a la mano en tu refrigerador, verduras que se puedan dorar o saltear un poquito en un sartén. Porque la combinación de verduras frescas en su mayoría y algunas verduras un poco cocidas es deliciosa y le agrega más texturas a tu ensalada. 
Por ejemplo, yo recomiendo para cocer o dorar ligeramente: calabacita, portobellos brócoli o incluso, la lechuga orejona es deliciosa cuando la pones sólo de un lado en el sartén con un poquito de sal. YUM

Ok, habiendo dicho esto, no hay excusa para que tus ensaladas sean platillos ENORMES, llenos de color, nutrientes, texturas y sabor delicioso. 
¡Las opciones son infintas!
Prueba este aderezo para que veas que wowow las ensaladas son muy buena opción después de todo. 
El hemp por si solo, ya licuado tiene un saborsito a nuez delicioso. 
MUCHO AMOR, siempre… 
Alcachofffa.

RECETA:
1 T de semilla de hemp
1/4 T de agua o la que sea suficiente
1/2 cdita de sal
1 puño de cilantro o perejil
1/2 diente de ajo
1 pizca de pimienta negra
1 Cda de levadura nutricional

PROCEDIMIENTO:
1.Agrega todos los ingredientes a la licuadora y licúa hasta que todo tenga textura homogénea y cremosa.
2. Agrega más agua si es necesario. 
3. Prueba y ajusta el sazón. 
Guárdalo en un contenedor de vidrio, en el refrigerador, para que te dure de 3 a 5 días. 

2 Comments

  1. Carmen Rodríguez

    Me encantó éste artículo sobre las ensaladas! Muchas gracias!!

Deja un comentario